¿Que jamonero comprar?

Si acabas de comprar un jamón y quieres disfrutarlo al máximo, ya te avisamos que necesitas un buen jamonero. Escoger el perfecto es más complicado de lo que parece ya que hay que tener diversas características en cuenta. Por eso, te contamos cuáles son los mejores jamoneros y una guía de compra para que escojas solo la opción correcta.

Consejos a la hora de comprar un jamonero

¿Qué tenemos que tener en cuenta a la hora de comprar un jamonero? Pues en concreto debes de prestar atención a tres datos importantes que debe cumplir sí o sí.

  • Estabilidad. Es fundamental que nuestro jamonero sea estable. Para que lo sea, tiene que tener bastante peso para que, en el momento en el vayamos a cortar, tengamos la seguridad y la estabilidad suficiente para saber que no va a moverse.
  • Buen agarre. El jamonero tiene que asegurar un buen agarre de la pieza. Si el jamón no se encuentra bien ajustado al jamonero, puede resultar bastante peligroso para el cortador ya que en cualquier momento puede llegar a resbalarse y caerse con el peligro que ello conlleva.
  • Comodidad. Otro punto a tener en cuenta y más si te dedicas a ello de forma profesional y vas a estar bastante rato cortando. Un buen jamonero tiene que permitirte cambiar la forma y la orientación del soporte de forma sencilla para conseguir que se llegue a cualquier parte del jamón. De hecho, si lo compras con agarre giratorio y regulador de altura mejor que mejor.
  • Fáciles para poder transportar y guardar. Es también muy importante si no quieres que ocupe demasiado espacio en la cocina una vez acabes el jamón. La mayoría son plegables y llevan su propia bolsa donde poderlo guardar hasta que compres uno nuevo. De hecho, que disponga de ello es prácticamente obligatorio.

Los jamoneros mas vendidos

A continuación te ofrecemos los 3 jamoneros mas vendidos de este año.

Cómo funciona un jamonero

Es prácticamente imposible cortar un jamón sin un jamonero. Es más, no solo es imposible, sino que además, es bastante peligroso. Un jamonero es, ni más ni menos, que un soporte donde se queda el jamón totalmente sujetado y estable. El cómo funciona dependerá de cada tipo de jamonero pero, por lo general, existen los verticales y los horizontales. En el primer caso, tendrás que poner el jamón tal y como dice la palabra, en vertical. En el segundo caso, lo tendrás que poner en horizontal.

Una vez tengas ya el jamón colocado, tendrás que asegurarte de que la pezuña queda bien sujeta. Sino lo haces, el jamón podría resbalarse y caer al mínimo movimiento. Y, por supuesto, también tiene que quedar bien ajustado de la parte de abajo de la pata para que tampoco se mueva por ese lado. La mayoría de los jamoneros disponen de un tornillo en la parte superior que es el que se encarga de que el jamón se quede bien falcado en el sitio. Este será el que tiene que quedar totalmente incrustado en la pieza.

Por cierto, si vas a utilizar el jamón para consumo propio y familiar, te aconsejamos que comiences la pieza colocando al pezuña hacía arriba para poder empezar el jamón por la parte de la maza. Esta es la parte del jamón que dispone de más sabor y así podréis disfrutarla antes de que llegue a secarse. Eso sí, si la pieza es para un evento especial o fiesta y va a acabarse en ese mismo día, te aconsejamos que la pezuña se quede hacía abajo para poder empezarlo por la zona de la babilla. Así, consumiréis la parte más seca antes para poder aprovechar al máximo todo el sabor del jamón. Y, también debes saber que el corte se tiene que hacer siempre en la dirección contraria a la pezuña y dejar que sea el cuchillo el que se encargue de marcar el grosor de la loncha.

Ventajas y desventajas de los jamoneros

Las ventajas y desventajas de los jamoneros harán que acabes de decidirte por su compra. En cuanto a las ventajas, son las siguientes:

  • Facilidad de corte.
  • Estabilidad del jamón.
  • Loncheado más sencillo.
  • Jamón protegido por más tiempo.
  • Posibilidad de escoger un diseño elegante que se incluya dentro del estilo propio de tu cocina.
  • Comodidad por parte del cortador.
  • Mayor disfrute del jamón.
  • Posibilidad de aprovecharlo al máximo.

En cuanto a las desventajas poco podemos decir. Lo único, tal vez, es que tienes que coger algo de práctica hasta conseguir que las lonchas salgan tal y como prefieres o, incluso, hasta coger la postura adecuada para cortar con facilidad y comodidad. Una vez tengas el truco, será muy sencillo disfrutar de cada corte del jamón.

Aspectos a tener en cuenta antes de comprar un jamonero

Tras saber qué es lo más importante a la hora de comprar un jamonero, debes tener en cuenta también otros elementos que te ayudarán a que la experiencia de corte sea mucho mejor.

La base tiene que tener un buen tamaño. Ten en cuenta que cuanto mayor sea el tamaño de la base, más estable será el jamonero y por tanto, podrás cortar el jamón de forma más sencilla. Es más, si el jamón que vas a poner es grande, es condición indispensable.

Los materiales. Un jamonero puede ser un elemento para toda la vida si cuenta con materiales de gran calidad y lo cuidas bien. Normalmente las bases suelen ser de madera y los soportes de acero inoxidable. Eso sí, asegúrate de que la madera sea fácil de limpiar para evitar que las manchas de grasa aparezcan en poco tiempo. Por ese motivo, cada vez son más los fabricantes de jamoneros que optan por las bases de silestone o, también, de acero inoxidable ya que pueden limpiarse mucho mejor.

Fáciles de limpiar. Y ese mismo es otro punto a tener en cuenta y que va muy relacionado con el punto anterior. El jamonero es un soporte para un alimento y, por tanto, la limpieza tiene que ser parte indiscutible. Piensa bien en los materiales y en la facilidad de su limpieza antes de comprar un jamonero u otro.

Buena calidad-precio. En este punto te recomendamos que pienses bien el uso que le vas a dar a tu jamonero. Si es un uso profesional es probable que necesites una calidad más alta. En cambio, si es para uso doméstico bastará con un jamonero que te prometa una buena duración de los materiales y, por supuesto, una seguridad en el corte. Es más, existen jamoneros de todos los precios. Desde los más económicos a aquellos que son dedicados a los expertos cortadores de jamón.

Qué marcas de jamoneros existen y cuál es el mejor

Te contamos cuáles son las marcas de jamoneros más vendidas en el mercado.

Jamoneros Buarfe

Llevan desde 1992 dedicados al mundo del jamón y sus jamoneros se caracterizan por tener una excelente calidad-precio. Además, utilizan siempre materiales de primera y utilizan una maquinaria que se encarga de que el resultado final del producto sea la más segura para ti. De hecho, cuentan en su catálogo con decenas de modelos de diferentes características para que siempre exista uno que se adapte a tus necesidades. Buarfe es sinónimo de calidad absoluta, es una de las marcas de confianza del sector.

Jamoneros Jamotec

La empresa Jamotec se ha dedicado desde 1994 a distribuir soportes jamoneros dentro de la propia industria de la alimentación y de las carnicerías. Eso sí, cada vez son más las personas que desean tener calidad profesional en su hogar y que, por tanto, también apuestan por esta marca para disfrutar del jamón. Esta empresa fue la que patentó el sistema de casquillos giratorios que, en aquel entonces, fue una auténtica novedad mundial. Desde entonces, siguen a la vanguardia en innovación en cuanto a fabricación y materiales.

Jamoneros Inalsa

Esta empresa valenciana destaca por los jamoneros hechos en madera de primera calidad. Desde hace unos años ha logrado meterse de lleno en la competitividad de las mejores empresas jamoneras del sector y se encuentra muy buen valorada por parte de los consumidores. Destaca por su buena relación calidad-precio. Si buscas un jamonero barato que cumpla su función, esta es tu empresa.

Jamoneros Flores Cortés

Esta empresa lleva más de 25 años especializada en el mundo de las herramientas y cuchillos. En la actualidad, también se han metido de lleno en el mundo de los jamoneros y ofrecen en su catálogo desde aquellos hechos con madera hasta los fabricados en acero inoxidable. Entre sus objetivos principales tienen siempre en cuenta que el método de fabricación y elaboración de cada uno de los soportes sea la mejor y ofrezca siempre una gran calidad a los consumidores.

Como has podido ver, existen muchos puntos a tener en cuenta a la hora de comprar un jamonero. Sigue nuestros consejos y apuesta siempre por marcas que te ofrezcan unos mínimos de calidad y confianza. No tener un jamonero con buenos materiales y resistente, puede hacer que el acto de cortar jamón sea más peligroso de lo que crees. Recuerda, apuesta siempre por la resistencia y la estabilidad a la hora de comprar el mejor jamonero. Sigue nuestra guía de compra y hazte solo con el mejor.

 

 

Deja una respuesta